Post-partido: Hannover 96 1-2 Atlético de Madrid

El Atlético se clasificó para las semifinales de la Europa League tras vencer al Hannover por 1-2 en su estadio. Los rojiblancos pasaron algún apuro durante los primeros 45 minutos, en los que los alemanes, a base de empuje, consiguieron encerrarles en su campo. Varios componentes de la zaga cometieron algunos errores nada habituales en ellos, quizá producto de la presión a la que se vieron sometidos por parte de las gradas llenas AWD Arena. A pesar de todo, la buena disciplina táctica con la que trabajaron los colchoneros durante gran parte de la primera mitad les permitió llegar al descanso con el marcador inicial. En el segundo tiempo apareció Diego, que volvió a echarse el equipo a sus espaldas, consiguiendo que los de Simeone pasaran a dominar el encuentro. Tanto es así que las asistencias de los dos goles que le dieron el pase a los rojiblancos salieron precisamente de sus botas. El gol de Diouf (9 en 13) le dio cierta emoción a una eliminatoria que nunca pareció escaparle al Atlético de Madrid. En semis espera el Valencia.

El Atlético salió al encuentro con un planteamiento cerrado, con muchos jugadores detrás del balón y priorizando en todo momento no regalar espacios en defensa a intentar generar jugadas ofensivas. Eso hizo que los de Simeone pasaran más tiempo defendiendo que atacando, lo cual obviamente no benefició para nada a futbolistas como Diego y Koke, que apenas intervinieron en juego. Los alemanes, por el contrario, llegaron con mucha facilidad hasta tres cuartos de campo, donde continuamente intentaban crear situaciones de 2 contra 1 (Pander / Rausch vs. Perea; Cherundolo / Schlaudraff vs. Filipe) por las bandas, que pusieron en muchos apuros a nuestros laterales. En cualquier caso, Miranda y Godín generalmente se mostraron expeditivos a la hora de despejar los centros al área.

A partir del minuto 40 los alemanes comenzaron a perder fuelle, lo cual propicio que perdieran balones en zonas comprometidas que nosotros aprovechamos para fabricar algunas acciones relativamente peligrosas a la contra. Pero como siempre, nos faltó el pase definitivo. Sin embargo, el que no tuvo ningún problema a la hora de tomar las decisiones correctas durante toda la segunda mitad fue Diego, que a pesar de haber perdido un balón peligrosísimo en el minuto 24, mostró la personalidad suficiente para seguir ofreciéndose a sus compañeros y acabar liderando todas las transiciones ofensivas del equipo. El ex del Wolsfburgo dio un recital de cómo organizar el ataque, de cuando jugar en corto y cuando hacerlo en largo, y sobre todo, de cómo proteger la pelota de espaldas a la portería con dos o tres jugadores encimándote. ¡Soberbio!

Con el mejor Diego sobre el césped, era solo una cuestión de tiempo que llegara el primer gol del Atleti. Este llegó en el minuto 60, cuando el brasileño puso un gran pase en profundidad para la carrera de Adrián. Pero lo mejor de la acción fue lo que hizo el asturiano tras entrar en contacto con el balón. Para empezar, el ariete no lo dio por perdido a pesar de que Eggimann le tenía ganada la posición. Después de robarle la cartera al central suizo, hizo cuatro recortes que habría firmado orgullosamente el mejor Ronaldo Nazario da Lima, para acabar marcando, tras dejar en evidencia al otro central Pogatetz y al portero Zieler, un gol de autentico genio. Con el de anoche, ya son 9 los goles que ha marcado Adrián en Europea esta temporada (56% de sus goles totales).

Los minutos posteriores al gol fueron los mejores del Atlético en todo el partido. Los rojiblancos estaban cómodos sobre el césped, mientras los alemanes no encontraban soluciones para penetrar el trabajadísimo sistema defensivo de los de Simeone. En esas, el técnico alemán hizo un cambio ofensivo (Abdellaoue por Rausch), para colocar tres delanteros dentro del área rojiblanca (Ya Konan – Diouf – Abdellaoue) e intentar aprovechar las segundas jugadas tras balones largos. El gol del Hannover llegó precisamente en una jugada aérea. Un saque de banda mal despejado por Godín en el punto de penalti acabó llegando a Mame Diouf, que tras bajar el balón con el pecho, empaló un tiro que resultó ser imparable para Courtois.

Los 5 minutos posteriores al gol fueron de incertidumbre, puesto que los rojiblancos se encontraron con una situación que no probablemente no esperaban. Pero a pesar de los equipos alemanes se caracterizan por sobreponerse en los momentos más adversos, está vez fueron los rojiblancos quienes acabaron superándose para lograr su decimo cuarta victoria en los dieciséis partidos que han jugado en Europa está campaña. El autor del fue Falcao, que controló con el pecho un maravilloso pase de Diego desde la frontal del área, para acabar enviando el balón a la escuadra derecha de la portería defendida por el joven Zieler. Como los grandes delanteros, Falcao supo convertir la única ocasión que tuvo en el encuentro. Lleva 16 goles en los últimos 20 partidos. Suma y sigue.

Thibaut Courtois

El Atlético de Simeone ha encajado 12 goles en 20 partidos. Obviamente, el gran motivo de esa estadística positiva es que el técnico argentino ha implantado un estilo de juego que les permite tener más equilibrio a los rojiblancos. Precisamente por eso, los rivales ahora nos tiran mucho menos a puerta que en la primera mitad de esta misma temporada (2.8 / partido vs. 4.9 / partido).

A pesar de lo anterior, es imposible no reconocer el gran trabajo que ha hecho Courtois en esta eliminatoria. Teniendo en cuenta que el pase se consiguió por los dos goles marcados en los últimos minutos de los dos encuentros, debemos reconocer el valor de la parada que le hizo el belga a Diouf en el Calderón (m 20), así como por el hecho de blocar los innumerables centros malintencionados que envió al área Pander en jugadas estratégicas. ¡Grande! 

El dato

Con la de anoche, los rojiblancos ya suman 9 victorias consecutivas en la Europa League. Solo el Milán (10) y el Barça (11) ganaron más partidos consecutivos en competición Europea.

Sobre Mohit